¿Estás buscando un neurofisiólogo en Sevilla? Entonces has llegado al lugar adecuado. No obstante, primero queremos despejar dudas sobre la neurofisiología y explicar cuáles son aquellas patologías en las que el neurofisiólogo puede intervenir.

¡No lo dudes más y quédate a leer este post!

¿Qué es la neurofisiología?

La neurofisiología es una rama de la fisiología que se encarga del estudio del sistema nervioso, tanto central como periférico.

Como bien hemos comentado en otros artículos de Neurogen, el sistema nervioso está presente en todas nuestras funciones corporales y conductas, por lo que cualquier cambio es resultado de modificaciones de la función cerebral o neuromuscular.
Por lo que el fin de la neurofisiología no es otro que conocer cómo está compuesto, cómo funciona este complejo sistema y cómo puede producir cambios.

¿Cuáles son las patologías que pueden tratarse mediante la neurofisiología?

A continuación te contamos cuáles son las principales patologías en las que el neurofisiólogo tiene un importante protagonismo en el diagnóstico de las mismas:

– Trastornos craneoencefálicos (TCE): Se deben a traumatismos directos sobre el cerebro. El neurofisiólogo indaga si existe o no algún tipo de secuelas neurológicas.
– Esclerosis lateral amiotrófica (ELA): Se trata de una enfermedad degenerativa del sistema nervioso que afecta directamente a las neuronas relacionadas con la actividad motora. Por lo que los músculos se debilitan y atrofian progresivamente hasta causar la pérdida total de movilidad y funcionalidad.

– Esclerosis Múltiple: Es una enfermedad progresiva que daña el cerebro y la médula espinal al eliminar paulatinamente la sustancia que recubre las células nerviosas, conocida como mielina. Los síntomas más frecuentes son visión doble, debilidad motora, neuritis óptica, dolor, sensación de fatiga entre otros.
– Distrofia muscular: Es el nombre utilizado para referirse a enfermedades que afectan al sistema neuromuscular y que debilitan los músculos hasta que alcanzan la discapacidad. Entre las distrofias más importantes destacan: Becker, Cingoli, Duchenne…
– Lesiones medulares: Alteración de la médula espinal, generalmente a causa de un traumatismo con rotura de columna, lo que provoca una pérdida de sensibilidad y de movilidad cuya extensión depende de la altura de la columna en la que se haya producido.
– Miastenia grave: Es una patología de origen autoinmune que se caracteriza por causar una importante debilidad de los músculos, entre ellos de la cara y el cuello.
– Atrofia muscular espinal: Enfermedad hereditaria y degenerativa que afecta a las células nerviosas motoras inferiores, que modulan las funciones musculares de caminar, respirar, hablar y tragar.
– Tumores medulares: Pueden afectar al interior de la médula o a las meninges. Al crecer, el tumor puede presionar sobre la médula y las raíces nerviosas, provocando importantes daños.
– Coma: Estado profundo de pérdida de consciencia que puede tener diferentes grados de gravedad, dependiendo del tipo de respuesta del paciente a determinados estímulos. Puede ser temporal y permanente (estado vegetativo).

¿Cuándo hay que ir al neurofisiólogo?

Desde nuestro centro recomendamos que una persona debe visitar al neurofisiólogo cuando siente hormigueos en las extremidades de su cuerpo, falta de fuerza, dolor en el cuello o en la zona lumbar, movimientos anormales, pérdida de memoria, falta de concentración o trastornos del sueño.

Neurofisiólogo en Sevilla

Si estás buscando un neurofisiólogo en Sevilla, en Neurogen contamos con el Dr. Esteban Nieto Jiménez.
Contacta con nosotros para que el doctor pueda estudiar tu caso y así ofrecerte un diagnóstico, tratamiento y seguimiento de calidad.
Te puedes poner en contacto con nuestro centro de neurología en Sevilla, a través de nuestra página web, por teléfono 954 284 528 o bien, por correo electrónico info@neurogen.es

¡Nos vemos en el próximo post!

Por cierto, no olvides compartir este contenido con alguien que le pueda mi interesar un neurofisiólogo en Sevilla y síguenos en nuestras redes sociales para estar al tanto de todo lo relacionado con nuestro centro.

Espondilolistesis Lumbar

La espondilolistesis lumbar es un problema muy prevalente, consistente en el desplazamiento de un cuerpo vertebral sobre otro.

Existen dos tipos fundamentales de espondilolistesis:

  1. E. espondilolítica: suele diagnosticarse en gente joven, y se produce por un defecto de fusión de la parte posterior y anterior de la vértebra.
  2. E. degenerativa: asociada a los cambios lumboartrósicos, su prevalencia aumenta con la edad, llegando a afectar hasta el 25% de las mujeres y el 19% de los hombres.

La espondilolistesis causa dolor lumbar y en aquellos casos en los que compromete a las raíces nerviosas, asocia dolor en las piernas, sobre todo al caminar.

El tratamiento de la espondilolistesis debe ser individualizado, no siendo necesario en todos los casos realizar una fijación con tornillos, sobre todo en los casos de origen degenerativo, en los que existen múltiples factores a tener en cuenta. En muchos casos, los tratamientos percutáneos, o la microcirugía para descomprimir estructuras neurales, puede suponer una solución suficiente.

Ante un problema de columna lumbar, los neurocirujanos son los especialistas con una formación más amplia, pudiendo valorar en cada caso, el tratamiento más adecuado, desde técnicas mínimamente invasivas, a los abordajes más amplios.

 

Espondilolistesis lumbar

Neurogen

Te puedes poner en contacto con nuestro centro de neurocirujanos en Sevilla, a través de nuestra página web, por teléfono 954 284 528 o bien, por correo electrónico info@neurogen.es

No olvides seguirnos en nuestras redes sociales.