Hidrocefalia / Endoscopia
  • Valvulas de Derivacion
  • Endoscopia Cerebral
  • Estudios hidrodinamicos
  • Tumores Intraventriculares

HIDROCEFALIA:

La hidrocefalia es una patología compleja, causada por un aumento de la cantidad y/o de la presión de líquido cefalorraquídeo (LCR) en las cavidades ventriculares del cerebro. Sus causas se dividen en dos grandes grupos, las obstructivas, causadas por una resistencia al paso del LCR a través de su circuito fisiológico (estenosis congénitas, tumores intraventriculares, etc.), y las arreabsortivas, causadas por una disminución en la reabsorción del LCR (postraumáticas, posthemorrágicas, hidrocefalia crónica del adulto).

La etiología obstructiva es más frecuente en la edad pediátrica y primeras décadas de la vida mientras que la arreabsortiva es más frecuente en edades avanzadas de la vida, sin embargo ambas puedes aparecer a cualquier edad.

La hidrocefalia puede presentarse de forma aguda, con sintomatología consistente en deterioro neurológico, nauseas, vómitos y bajo nivel de conciencia (más frecuente en las obstructivas) o de forma crónica, como alteración de la marcha, mal control de esfínteres y deterioro de la memoria (más frecuente en las arreabsotivas).

Para realizar el diagnóstico de esta patología se precisa, además de una historia clínica detallada, pruebas de imagen (TAC, Resonancia Magnética, etc.) que pueden ser completadas mediante pruebas hidrodinámicas y funcionales, en el grupo G.E.N. realizamos las más modernas pruebas para el estudio diagnóstico de esta compleja patología.

El tratamiento de la hidrocefalia, una vez establecida la causa, puede realizarse mediante la colocación de derivaciones de líquido (válvulas de derivación ventrículo-peritoneal), que canalizan el LCR desde el sistema ventricular a la cavidad peritoneal donde éste es reabsorbido, o mediante endoscopia intraventricular, ésta técnica está indicada en caso de patología obstructiva y consiste en el abordaje mediante una cámara a las cavidades ventriculares y realizar aperturas que conecten el sistema ventricular con otros espacios subaracnoideos con el fin de encontrar un camino alternativo al LCR, mediante éste procedimiento también pueden extirparse y realizar biopsias de lesiones cerebrales que comprometan el normal flujo del LCR.

En el grupo G.E.N. tenemos una amplia experiencia en dichas técnicas y disponemos de la tecnología más avanzada para la realización de las mismas con las mayores garantías para el paciente.

ENDOSCOPIA:

En los últimos años se ha desarrollado la aplicación en la Neurocirugía de técnicas quirúrgicas realizadas mediante el uso del Endoscopio, este instrumento ha demostrado tener una amplio abanico de posibilidades dentro de la patología neuroquirúrgica y en el grupo G.E.N. hemos realizado un importante esfuerzo para dominar su uso y aplicarlo a gran número de intervenciones.

Actualmente está avalado su uso para realizar intervenciones tanto a nivel cerebral, intraventricular y endonasal como a nivel espinal y es aplicable a gran número de patologías, tanto como cirugía realizada a través del endoscopio como en cirugías asistidas por endoscopia.

La incorporación de esta tecnología permite realizar abordajes considerados como “mínimamente invasivos” a zonas de difícil acceso con muy buenos resultados y que permiten una menor agresión quirúrgica, lo que se traduce en un postoperatorio mucho más llevadero y a una menor estancia hospitalaria.